0227_para-web

Retrato póstumo de Luis Obrén y Céspedes

Manuel GÓMEZ-MORENO GONZÁLEZ  (1836-1918)

Retrato póstumo de Luis Obrén y Céspedes, 1899

Óleo sobre lienzo

91 x 66 x 6 cm

Firmado y fechado "Manuel Gómez Moreno 1899"

En la denominada Sala del piano, en la primera planta, se encuentra  el retrato póstumo de D. Luis Obrén y Céspedes.

El cuadro, próximo culturalmente al costumbrismo decimonónico de fin de siglo, debe su factura al pincel del granadino Manuel Gómez-Moreno González.

El lienzo representa a un joven sentado y de medio perfil, ataviado con  abrigo negro y con actitud serena. El fondo neutro, de tono ocre, se nos presenta iluminado tenuemente en la zona central, acentuando el contorno del retratado, y favoreciendo la profundidad de la composición.  A su vez, dicho recurso dirige la mirada del espectador hacia el rostro del personaje, que recibe una suave luz desde el lateral izquierdo.

La obra -póstuma- está dedicada, firmada y fechada en la propia capa pictórica: “Recuerdo del malogrado / joven D. Luis Obrén y Céspedes / que dedica a D. Manuel / Obrén y González / su afmo. / M. Gómez Moreno / Marzo 1894”.

Manuel Obrén y González fue profesor de la Escuela de Bellas Artes de Granada y su director desde 1879. Junto a Miguel Martín Torres y Ginés Noguera fue uno de los promotores de la sociedad “La Amiga de las Bellas Artes” en 1861. Fue miembro de la Comisión de Monumentos Históricos y Artísticos de Granada, así como jurado de múltiples exposiciones y certámenes de pintura y escultura en la capital granadina. Una consolidada amistad le unía a Manuel Gómez-Moreno (también profesor de la Escuela) cuando este último decidiera llevar a cabo la obra que nos ocupa para perpetuar la memoria del hijo de su amigo.

Manuel Gómez-Moreno González además de pintor y arqueólogo fue catedrático de la Escuela de Bellas Artes de Granada; presidente del Patronato de la Alhambra y del de la Capilla Real. Se le considera impulsor de los museos Arqueológico y de Bellas Artes de Granada, donde se conserva una de sus obras más destacadas “Salida de la familia de Boabdil de la Alhambra” (1880).